Contratos de formación de personal universitario: Máxima exigencia y mínimo sueldo

El Escéptico Digital - Edición 2013 - Número 264

Volver al sumario


Federación de Jóvenes Investigadores / Precarios

Con varios meses de retraso y el curso ya empezado, el Ministerio de Educación ha publicado el jueves 21 de noviembre 1 la convocatoria de ayudas para la formación de profesorado universitario FPU – 2013. Además del importante trastorno ocasionado con este retraso, el número de ayudas convocadas este año, 800, viene a confirmar el recorte realizado por este Ministerio en 2012, cuando 6 meses después de haber convocado 950 plazas comunicó, en una decisión inédita, la eliminación de 150 ayudas justo antes de su resolución definitiva 2.

Pero además de la significativa reducción en el número de plazas, esta convocatoria conlleva un importante recorte salarial adicional para los doctorandos. Con motivo de la puesta en vigor de la Ley de la Ciencia, la Tecnología y la Innovación aprobada en 2011, estas ayudas, hasta ahora becas durante los dos primeros años, deben ser convocadas como contratos, garantizado así la igualdad y el acceso a los derechos laborales del personal en fase predoctoral, algo demandado durante años por el colectivo de los jóvenes investigadores. De esta manera, los nuevos investigadores predoctorales que sean admitidos en este programa tendrán por fin acceso a derechos laborales. Sin embargo, aun cumpliendo la ley, esta convocatoria supondrá a estos jóvenes investigadores una rebaja salarial de casi 120 € mensuales durante los dos primeros años. El poder disfrutar de estos derechos les saldrá caro. Es especialmente paradójico que esto se dé en un programa que pretende atraer a los mejores y más cualificados investigadores predoctorales y parte del futuro relevo del profesorado universitario.

Este problema era totalmente conocido y podía haberse previsto con antelación. La ley que obligaba a transformar las becas en contratos se aprobó hace más de dos años.Tampoco puede decirse que esta fuera la única solución. El ejemplo más claro de que sí había otras opciones está en las ayudas predoctorales -FPI- convocados por la Secretaria de Estado de Investigación (Ministerio de Economía)3. Estas ayudas ofrecían hasta el año pasado exactamente las mismas condiciones a sus beneficiarios que las del Ministerio de Educación. Este año, en su convocatoria de 2013 para Investigadores Predoctorales – también la primera con contrato durante los cuatro años – la Secretaría de Estado de Investigación equiparó el sueldo de los dos primeros años al de los dos últimos, evitándose así la importante pérdida de poder adquisitivo que sufrirían los beneficiarios por el simple hecho de tener acceso a derechos laborales. Algo que no ha hecho el Ministerio de Educación.

Con esta decisión a partir de ahora tendremos que ser testigos de la absurda situación de tener investigadores predoctorales realizando funciones similares en un mismo laboratorio, pero cobrando 2072 € brutos anuales menos durante los dos primeros años, dependiendo de si son financiados por el Ministerio de Educación o por la Secretaria de Estado de Investigación. Esta diferencia salarial puede considerarse un reflejo de la baja consideración que los jóvenes investigadores tienen para este Ministerio y la pobre valoración que se hace de su trabajo. Lo que no se han rebajado son las altas exigencias para acceder a estos contratos, como la posesión de una licenciatura/grado y un máster oficial, un excelente expediente académico y otros numerosos méritos como premios, menciones, publicaciones, etc.

Todo esto, junto con otros hechos como la eliminación del programa postdoctoral hace ya dos años por este mismo Ministerio, no hace sino abrir más la ya insalvable brecha que provoca que nuestro talento más joven emigre a otros países. Es difícil entender cómo el talento y la excelencia pueden ser atraídos con continuos recortes y rebajas que no solo afectan al porvenir de una de las generaciones mejor preparadas de nuestra historia sino que comprometen el futuro de nuestra universidad y de la investigación en este país.

1. http://www.boe.es/boe/dias/2013/11/21/pdfs/BOE-A-2013-12235.pdf
2. http://www.boe.es/boe/dias/2012/11/12/pdfs/BOE-A-2012-13930.pdf
3. http://www.boe.es/boe/dias/2013/08/14/pdfs/BOE-A-2013-8984.pdf

URL: http://precarios.org/article315

Volver al sumario

El Escéptico: