Ni conejillos, ni de la India, en EEEP Zaragoza