UN DOCTORANDO DE LA UNIVERSIDAD DE LA LAGUNA OBTIENE EL I PREMIO SUSCHEM JÓVENES INVESTIGADORES QUÍMICOS 2009

EL ESCÉPTICO DIGITAL

Edición 2010 - Número 9 (235) - 14 de febrero de 2010

Volver al sumario

(Noticia publicada originalmente en el Diario Digital de la Universidad de La Laguna)

Entre todas las ciencias, la química es, sin duda, una de las que en mayor medida ha contribuido a mejorar la calidad de vida y el bienestar de la humanidad a través de su esfuerzo investigador y el desarrollo de productos y tecnologías innovadoras. Por ello, el Grupo Especializado de Jóvenes de la Real Sociedad Española de Química, la Asociación Nacional de Químicos de España y el Consejo General de Colegios de Químicos han promovido la instauración de los Premios SUSCHEM Jóvenes Investigadores Químicos, que ha recaído en un alumno de la Universidad de La Laguna, José Daniel García Velázquez, quien se encuentra en estos momentos finalizando su tesis doctoral.

El premio tiene por objeto reconocer, incentivar y promover la actividad científica entre los jóvenes investigadores químicos, así como impulsar y desarrollar tanto en ciencia pura como en las aplicaciones de las investigaciones.

En el transcurso de su tesis ha realizado dos máster, varias estancias en centros nacionales y extranjeros, publicado en diversas revistas extranjeras y asistido a numerosos congresos internacionales. El premio fue concedido, en la categoría Predoc, a la mejor publicación científica de 2008, en cualquier área de la química.

El resumen del trabajo lo constituye el diseño y síntesis de moléculas de bajo peso molecular capaces de formar geles moleculares, así como la caracterización y aplicaciones de este tipo de materiales blandos. Los geles son una clase de materiales que están presentes en nuestra vida diaria, con aplicaciones muy amplias y variadas, que van desde la industria alimenticia a la medicina (sistemas únicos para atrapar y luego liberar fármacos), pasando por biomateriales, cosmética, etc.

Un gel polímerico está formado por cadenas que están entrelazadas entre sí creando una especie de malla, la cual es capaz de retener en su estructura grandes volúmenes de un líquido. Se puede considerar como intermedio entre el líquido y el sólido, ya que frecuentemente puede estar formado hasta en un 99% por líquido.

Su organización interna permite mantener su forma y resistir algunos estímulos externos. Debido a la debilidad de las uniones que forman dicha malla, ésta puede romperse y volver a formarse mediante cambios en su entorno. Esto facilita el diseño y manipulación de la estructura con relativa facilidad de manera que se puede abordar el estudio de los procesos de auto-organización y ensamblaje moleculares.

Este organogelador (compuesto que gelifica disolventes orgánicos) constituye el primer sistema organogelador líquido multicomponente basado en sales de amonio de ácidos dicarboxílicos en presencia de un ácido inorgánico, agua y un alcohol. Representa el primer ejemplo descrito donde el proceso de gelificación transcurre instantáneamente a bajas temperaturas, y que la presencia de los cinco componentes es esencial en la formación de los geles.

Este sistema está formado por bloques estructurales quirales y de fácil acceso, lo que, además, permite la incorporación de nuevas interacciones con el objeto de estudiar el proceso de gelificación. La entrega del premio será en Granada en el VI Simposio de Investigadores Jóvenes Sigma-Aldrich RSEQ que tendrá lugar entre el 22 y el 25 de noviembre.

URL: http://www.ull.es/gaprsa/portal/viewcontent.aspx?Id=170699&lang=es&style...
Volver al sumario

El Escéptico: