HAZTEOÍR Y LA APOPTOSIS DE LAS NEURONAS

Sección: 
DOSSIER NUEVAS PEDAGOGÍAS
Pagina final: 
45
pinchar aqui para descargar pdf


Recomendamos la lectura de este artículo en formato pdf, respetando su maquetado original.
Para ello pinche en la imagen de la primera página que aparece arriba.
Para facilitar su difusión, proporcionamos también la versión del artículo en html y texto, pero tenemos que advertirle que su extracción ha sido realizada por herramientas automáticas y puede que no conserve completamente la composición original.

Enlace al artículo en html (en nueva ventana):  HAZTEOÍR Y LA APOPTOSIS DE LAS NEURONAS
Texto plano (desmaquetado) del artículo :  Mostrar el texto plano (segunda vez esconde)

Dossier

HazteOír
y la apoptosis
de las neuronas
Víctor Pascual
ARP-Sociedad para el Avance del Pensamiento Crítico

Los niños tienen pene.
Las niñas tienen vulva.
¡Que no te engañen!

U

na activista de HazteOír añadió que lo decía la biología. ¡Alabado sea HazteOír que
me ha revelado una verdad biológica que no
dice ningún libro de biología!
A nuestras escépticas manos ha llegado ¿Sabes lo
que quieren enseñarle a tu hijo en el colegio? Las
leyes de adoctrinamiento sexual1, un eBook de HazteOír. Igual que el sketch de los Monty Python sobre
el chiste más divertido del mundo, que provocaba la
muerte por risa a quien lo leyese2, el análisis de este
folleto se debe realizar con parones regulares para
evitar un ictus. No sé si son las sandeces o el veneno

con el que está escrito, pero leer más de una página
de seguido resulta tarea peligrosa si, además de leer,
tienes la costumbre de pensar y analizar lo escrito.
A continuación voy a dejar pequeñas trazas del
documento para que se hagan una idea sobre qué
defienden y en qué se basan para ello. Si se sienten
mareados, por favor, acudan a la biblioteca más cercana. Página 11:
Bien pronto ha aflorado el carácter totalitario y
persecutor de estas leyes. Utilizando su articulado
como ariete, las organizaciones LGTB han cargado
contra las primeras voces críticas y ya se han cobra-

A fecha de 2017, la Real Academia Española no marca como
sinónimas las palabras respeto e imposición.

el escéptico 42

Otoño-Invierno 2017

Foto: wikimedia-commons

do sus primeras víctimas entre los ciudadanos libres.
¿Y quiénes son las primeras víctimas entre los ciudadanos libres?
Es el caso de la coaching Elena Lorenzo, a quien
la asociación LGTB Arcópoli ha denunciado porque
entre sus logros profesionales consigue que personas homosexuales que quieren dejar de serlo, lo consigan.
Si buscamos a la buena señora Elena Lorenzo, podemos ver en su página web3 su formación académica:
● Coach Profesional Certificada por la escuela Lider-Haz-GO en Madrid, España y por AECOP.
● Coach Certificada en orientación sexual por
PATH – (Positive Approaches to Healthy Sexuality)
USA.
● Instructora Certificada en Artes Expresivas –
CJEA – (Creative Journal Expressive Arts)
Más allá de que el coaching no vale para nada y
es una moda, el curso realizado en PATH sobre sexualidad marca muy bien el interés y la fuente de
«formación» sobre sexualidad de esta señora. PATH
tiene un libro de cómo pasar de ser homosexual a
heterosexual.
Otoño-Invierno 2017

Página 18:
La imposición de la ideología de género incide directamente sobre el alumnado, que se ve adoctrinado
incluso en los espacio del ocio y tiempo libre. Pero
también afecta a los padres a través de las AMPA,
donde se promueven sesiones de divulgación afectivo-sexual y de normalización de los distintos modelos de familias, como manera de asegurar y reforzar
el proceso de adoctrinamiento de los menores.
Exponen a continuación el extracto de la ley:
El respeto a la diversidad en lo relativo a la orientación sexual, la identidad de género o la expresión
de género y a los principios de la presente ley debe
ser efectivo en todo el sistema educativo, en los centros y entidades de formación, en la educación de
adultos, en la formación de madres y padres, en las
actividades deportivas escolares y en las actividades
de tiempo libre infantil y juvenil (Art. 12.5 Ley C. Cataluña).
A fecha de 2017, la Real Academia Española no
marca como sinónimas las palabras respeto e imposición. Así que está fuera de lugar indicar que existe una imposición de la ideología por parte de la ley
cuando esta habla de respeto a la diversidad. Sigamos
en la página 21:
43 el escéptico

Bus escolar Alianza gay-hetero (foto: www.flickr.com/photos/jglsongs/2624138083/ )

Algunas de estas leyes, las más radicales, contemplan la posibilidad de que los padres con hijos que
padezcan un trastorno de la identidad de género, también llamada disforia de género, se nieguen a permitir que se experimente con ellos. De producirse un
conflicto de intereses, la Administración podría pasar
por encima de la voluntad de la familia.
Es aberrante que la ley impida a los progenitores
experimentar con sus hijos, ¡ni que fuesen personas!
Ahora, página 32:
La sociedad heterosexual, también simbólicamente
represaliada por el franquismo (y en mayor medida,
puesto que la mayoría de represaliados fueron heterosexuales), estaría paradójicamente en la obligación
de reparar el daño otorgando a estos colectivos privilegios compensatorios. En otras palabras, heredan
una presunción de culpabilidad simplemente por ser
heterosexuales y la responsabilidad de pagar por un
delito que jamás cometieron.
¡Anumerismo, ven a mí! A ver, si la población heterosexual es mayor que la homosexual, en cifras, hubo
menos homosexuales represaliados que heterosexuales; también hubo menos negros represaliados. Pero
las cifras hay que contextualizarlas sobre el conjunto
y por eso existe el tanto por cierto. Aquí, HazteOír se
olvida de que, una vez que el franquismo encarceló
el escéptico 44

a gran parte de los republicanos y comunistas, buscó
otro enemigo público: los homosexuales. En España
hubo cárceles para homosexuales4 ya que la homosexualidad pasó a ser delito (Ley de Vagos y Maleantes,
BOE número 197, de 16 de julio de 1954) alegando
que era contagiosa.
Página 38:
La inversión de la carga de la prueba sitúa a estos
colectivos en una posición de privilegio legal, de tal
manera que sólo su palabra basta para inculpar a terceros de supuesto trato discriminatorio.
Y a continuación la ley:
En los procesos autonómicos, cuando el interesado
aporte hechos o indicios razonables, fundamentados
y probados por cualquier medio de prueba admitido
en derecho, de haber sufrido discriminación por razón de identidad o expresión de género, corresponde
a aquél a quien se atribuye la conducta discriminatoria, la aportación de justificación probada, objetiva y
razonable de las medidas adoptadas (Art. 48. Ley de
Identidad y Expresión de Género e Igualdad Social y
No Discriminación C. Madrid).
Ya es ganas de leer con mala intención la ley, porque eso de que «sólo su palabra basta» es falaz. La ley
deja claro que es necesario por parte del demandante
que aporte «hechos o indicios razonables, fundamenOtoño-Invierno 2017

tados y probados por cualquier medio de prueba admitido en derecho».
La tasa de intentos de suicidio en personas transgénero y variantes de género es de un 41% respecto al
1,6% de la población en general (estudio realizado en
2011 en EE.UU.5). Al contrario de lo que dicen los de
HazteOír, tal vez los colectivos LGTB no estén exagerando sus cifras.
El documento es un compendio de leyes autonómicas, dibujos de niños y portadas de libros y cuentos.
Aunque ahora mis tripas suenan, he hecho bien en no
comer hasta acabar el texto porque, os aseguro, hay
más perlas de las que he expuesto. Tal vez haya sido
por mi pésima atención al leer el documento, pero no
he conseguido encontrar los múltiples privilegios que
ostenta la comunidad LGTB. Ni que no pagase IBI.

Portada del folleto de HazteOír

Notas:
1-http://www.HazteOir.org/sites/default/files/adjuntos/
las_leyes_de_adoctrinamiento_sexual.pdf
2-https://www.youtube.com/watch?v=F7oTJsdLsJg
3-http://elenalorenzo.com/
4-http://www.eldiario.es/eldiarioex/sociedad/homosexuales-Badajoz-franquis...
5- https://williamsinstitute.law.ucla.edu/wp-content/
uploads/AFSP-Williams-Suicide-Report-Final.pdf

Otoño-Invierno 2017

45 el escéptico

autores: 
etiquetas generales: 
Página inicial: 
42