EUGENIO MANUEL FERNÁNDEZ AGUILAR: "LA CONSPIRACIÓN LUNAR ES UN TEMA RECURRENTE QUE DA COMIDILLA Y DINERO A LOS PROGRAMAS SENSACIONALISTAS"

EL ESCÉPTICO DIGITAL

Edición 2009 - Número 8 (234) - 7 de noviembrede 2009

Volver al sumario

Entrevista realizada al autor del libro "La conspiración lunar ¡vaya timo!"

1º. ¿Cómo surge la idea de hacer "La conspiración lunar ¡vaya timo!"?

Desde pequeño soy amante de la astronomía y de la astronáutica. Cuando empecé, hace cuatro años, mi tarea docente me di cuenta de que muchos jóvenes pensaban que la llegada del hombre a la Luna es un engaño. La idea surge pues, como una necesidad.

2º. En general ¿cómo se percibe la llegada del ser humano a la Luna? ¿Como un hito en la carrera espacial o como una elaborada farsa?

Es difícil responder a esta pregunta porque depende del sector de la población en la que te encuentres. Por ejemplo, en el sector científico se concibe como un hito tecnológico real. Hice una encuesta entre público joven, alumnos de secundaria, y los resultados, para mí, fueron desastrosos: el 24 % no creía en los alunizajes. Un hito así no puede ponerse en duda, es un hecho. Es como preguntar en la calle: "¿Cree usted que las cosas caen si las suelta?", y te sale que sólo el 76% lo afirma.

3º. ¿Cómo es posible que la afición a los fenómenos paranormales crea a pie juntillas cualquier disparatada teoría sobre el abominable hombre de las nieves, el monstruo del Lago Ness o, ya puestos, las visitas de naves extraterrestres pero luego sea tan "escéptica" cuando se trata del tema de la llegada a la Luna?

Por una sencilla razón: porque esta "afición" tiene como fundamento ir "en contra de". Si los científicos dicen negro nosotros blanco. Si la postura oficial de los gobiernos y científicos es que llegamos a la Luna, los pseudocientíficos se oponen. Porque es muy "guay" estar "en contra de".

4º. ¿Cuáles son los principales tópicos en torno a las presuntas pruebas de la conspiración lunar?

La bandera ondea, no hay estrellas en la Luna y hay sombras que no son paralelas. Todos errores de percepción, errores conceptuales que se salvan con un poco de razonamiento.

5º. ¿Crees que estamos ante uno de esos mitos recurrentes de las pseudociencias, como -por ejemplo- el origen extraterrestre de las pirámides, la existencia de la Atlántida o la convivencia del ser humano con los dinosaurios?

Sí, por supuesto. Es un tema recurrente. Es un tema a sacar en un bar un sábado noche. "Pues yo digo que el hombre no ha llegado a la Luna", y la charla está servida. Es un tema que da comidilla en los programas sensacionalistas y, eso, es dinero.

6º. Para finalizar ¿cómo recomendarías tu libro entre los lectores de El Escéptico Digital?

Es un libro ameno, apto para todos los públicos, con el que, de camino, se aprende algo de ciencia y tecnología. Es un ejercicio de pensamiento crítico y de refutaciones. Un manual para sobrevivir a los conspiranoicos lunares.

Volver al sumario